​Grupo Tetra Laval dona recursos para apoyar en la lucha contra el COVID-19 en las áreas más vulnerables de Panamá

Con la donación, el PNUD y el Banco de Alimentos buscan mitigar los efectos económicos del COVID-19 en áreas muy afectadas​


Con el fin de apoyar la respuesta colectiva de Panamá antes la crisis del COVID-19, el Grupo Tetra Laval -formado por las empresas Tetra Pak, Sidel y DeLaval, todas enfocados en tecnologías para la producción, envasado y distribución eficientes de alimentos-donarán conjuntamente más de US$75,000 al Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) para apoyar a los barrios más vulnerables de San Miguelito y más de US$20,000 al Banco de Alimentos de Panamá en la lucha contra el COVID-19..

La donación al PNUD es para un proyecto que será implementado por la Cruz Roja Panameña, con el apoyo del Gobierno de Canadá y bajo la coordinación del Ministerio de Relaciones Exteriores (MIRE), y con los socios DHL y Smart Logistics. Implica la compra de alimentos e insumos básicos, armados y distribución de bolsas en varias comunidades con el mayor Índice de Pobreza Multidimensional (IPM) en el Distrito de San Miguelito. El proyecto contempla la entrega de asistencia diferenciada que consiste en una bolsa básica con alimentos y artículos de aseo; además de bolsas especiales para atención a niños, niñas, adultos mayores y personas con discapacidad. En estos casos se incluyen fórmulas y pañales, según la necesidad. El objetivo principal es mitigar los efectos económicos de COVID19, complementando el programa Panamá Solidario y dirigido a poblaciones vulnerables.

El Banco de Alimentos, una organización sin fines de lucro certificada por The Global FoodBanking Network, ofrece asistencia alimentaria a los sectores más vulnerables de Panamá.

Esta contribución forma parte de la reciente donación a nivel global del Grupo Tetra Laval de €10 millones para apoyar los esfuerzos globales de ayuda para paliar los efectos del COVID-19.

"Estamos comprometidos en desempeñar nuestro papel para garantizar el suministro continuo de alimentos en el país, al mismo tiempo que mantenemos medidas importantes para garantizar la salud y la seguridad de nuestros trabajadores y de todos los involucrados en nuestras operaciones", comentó Marco Dorna, Director General de Tetra Pak en Centroamérica y el Caribe.

"Estamos agradecidos con nuestros colaboradores, clientes y socios por su incesante contribución durante estos tiempos difíciles, y garantizamos nuestro pleno apoyo al gobierno, la industria y las comunidades para abordar esta extraordinaria situación", añadió.

Por su parte, Aleida Ferreyra, representante residente adjunta del PNUD en Panamá, señala que "el programa de asistencia a San Miguelito es un complemento para las familias afectadas. Se enfoca en poblaciones vulnerables, familias con infantes y al cuidado de adultos mayores".

Agrega que "COVID-19 nos afecta a todos, pero no a todos por igual. En ese sentido, estas familias ya viven limitaciones en sus condiciones de vida regular y esto lo demuestran los altos índices de pobreza multidimensional de sus comunidades. Al estar afectados antes de la pandemia, su situación se ha visto comprometida, más aún cuando se encuentran en sectores con elevados índices de contagio".

Mientras, Ana Isabel Mendez de Joyce, directora del Banco de Alimentos, comento: "En el Banco de Alimentos Panamá estamos convencidos que sólo a través de la unión de esfuerzos podemos salir adelante en medio de las dificultades, en especial dándoles la mano a los más vulnerables. Agradecemos a Grupo Tetra Laval por la importante donación realizada, la cual nos permitirá llegar a más familias en todo el país, entregándoles canastas de alimentos más variados y haciendo renacer la esperanza y la ilusión".